Comparte esta noticia:

Lamentable espectáculo en Chillán, pacto de no agresión entre Ñublense y Copiapó


Las pifias y el enojo de los hinchas se hizo sentir en Chillán.


Ñublense llegaba con el agua al cuello a la última fecha del campeonato de la primera b nacional, sin embargo, el empate entre San Marcos de Arica con Santiago Wanderers acabó por condenar al equipo del norte del país a la tercera división profesional.

El toque de vergüenza de la jornada, vino con el supuesto pacto de no agresión entre Chillanejos y Copiapinos, quienes en minutos finales y tras enterarse del lúgubre destino de los dirigidos por clavito Godoy en el norte, decidieron tocar pasivamente el balón sin buscar ningún riesgo que pudiese herirlos.

Los hinchas rojos, que llegaron en masa a alentar al equipo de sus amores para lograr una épica salvada del descenso, percibieron esta acción como una falta de respeto y de coraje por parte de los jugadores, considerando que asistieron al Nelson Oyarzún más de 6.000 personas. No tardaron en manifestarse por redes sociales y en el mismo estadio, dónde las pifias bajaron desde las tribunas.

Comentarios de la noticia

Comentarios